Falafels al horno con Ensalada de Brotes y Remolacha

Cuando llegué a Granada a vivir por primera vez, allá por el 2005, me encontré con calles repletas de locales de comida turca y de kebabs (de los cuales no fui ni he sido nunca fan) en los que, además de la ya – desgraciadamente – típica mole de “carne” trinchada, ofrecían unas bolitas fritas llamadas falafels, hechas a base de garbanzos triturados y especias. Como tampoco he sido muy de comer alimentos fritos, ya por aquel entonces decidí probar a hacer mi propia versión más sana de los mismos, que no implicara al menos tanto aceite a altas temperaturas. Y esa es la receta que hoy quiero compartir con vosotros y que espero os guste.

Falafels al Horno con Ensalada de Brotes y Remolacha.

Ingredientes:

Para los falafels

  • 400 gr de garbanzos ya cocidos
  • 1 cebolla pequeña
  • Un manojito de cilantro fresco
  • 1 par de cucharaditas de cúrcuma
  • 1 cucharadita de comino en polvo
  • Sal del Himalaya
  • Sésamo crudo

Para la Ensalada de Brotes

  • Germinados o brotes. Los que más te gusten: alfalfa, brocoli, rabanitos, trebol, legumbres… Puedes encontrarlos en Herbolarios y en algunos supermercados como el Hipercor.
  • Remolacha cruda
  • 1/2 aguacate maduro
  • Mix de semillas (lino, amapola, de girasol, etc)

Para la vinagreta de Tahín y Limon:

  • 2 cucharadas de tahín crudo (pasta de sésamo )
  • El zumo de 1/2 limon
  • Un chorrito pequeño de agua de mar o agua con un poco de sal del himalaya diluida.

Preparación:

* Si tienes problemas para digerir las legumbres, te doy un truco sencillo y 100% efectivo: cuécelas junto con un puñado o laminas de alga. No le aportarás sabor y evitarás así las temidos gases.

1. Incpororar los garbanzos ya cocidos junto con la cebolla troceada, el cilantro, las especias y la sal, en el vaso de la batidora. Batir con cuidado de no hacer un puré – deben notarse los trocitos de cebolla e incluso algunos de garbanzos-. Con ayuda de una espatula, disponer la masa en un bol o recipiente.

iphone 4s 233 iphone 4s 238

2. Hacer pequeños medallones de 4 cm de diámetro y 1 cm de grosor, y pasarlos por el sésamo  – el cual habrás puesto con anterioridad en un plato -, por ambas caras, hasta que queden cubiertos por una ligera capa de éste. Repetir la operación hasta finalizar con la masa de garbanzos.

3. Colocar los falafels en una bandeja de horno sobre papel sulfurizado e introducir en el horno previamente precalentado a 180°C. Hornear durante 15 minutos apróximadamente (alrededor de 7 minutos por cada cara), hasta que el sésamo se haya tostado y esté ligeramente dorado. Sacar del horno y reservar.

Falafel2

4. Introducir todos los ingredientes de la vinagreta en un tupper o bote pequeño, cerrar, y agitar hasta mezclar bien.

5. Para la ensalada de brotes, únicamente tendrás que rallar la remolacha cruda con la ayuda de un rallador, cortar el aguacate en daditos, y disponer en el plato de la siguiente forma: una base brotes, encima un montoncito de la remolacha, y unos cuantos trozos de aguacate. Añadir unas cuantas semillas por encima, y unas gotas de la vinagreta.

6. Colocar un par de falafels en el mismo plato en el que has servido la ensalada.

Et Voilà! Ya puedes disfrutar de éstas delicias especiadas :)

Falafel iphone 4s 251

Anuncios

Crema de Calabaza al Garam Masala

Como ya comenté en uno de los primeros posts que escribí en este blog, siempre me resultó difícil encontrar información en español sobre una alimentación alternativa a la que nos enseñan desde que nacemos. Y de igual forma sucede a la hora de encontrar recetas en nuestro idioma procedentes de otros países y continentes, más allá de Italia, China o Japón. Así que cuando tengo tiempo y enciendo el ordenador, curioseo páginas (la mayoria en inglés) sobre recetas y cocina de diferentes puntos del planeta, en mi búsqueda por encontrar alternativas para alimentarse y nutrirse de una forma más natural y saja, sin tener por ello que renunciar al placer de comer algo delicioso y sabroso. Nuevos sabores, colores, y texturas que añadir a nuestros platos y que compartir con vosotros.

Así que una de esas noches en las que navegaba por la red, me topé con la siguiente receta. No recuerdo exactamente dónde la vi, pero si que los vibrantes colores de la fotografia captaron mi atención, y que cuando leí los ingredientes y su sencilla preparación, no pude resistirme a crear mi propia versión de la misma. Aquí os la traigo. Espero que la disfrutéis!

 CCalabaza GM

Crema de Calabaza al Garam Masala

Esta crema de calabaza es ligera y muy muy sabrosa. Combina a la perfección el dulce natural de la calabaza y la leche de coco, con el picante de las especias. Si te gusta la comida India, sin duda esta crema está hecha para ti. No dudes en probarla ;-)

Ingredientes:

  • 1 cucharada de aceite
  • 1/2 de cebolla picada
  • 1 hoja de laurel
  • 2 clavos
  • 1/2 cm de jengibre machacado
  • 1 diente de ajo
  • 1/2 taza de zanahoria rallada
  • 1/4 cucharadita de canela en polvo
  • 1/4 cucharadita de Garam Masala
  • 1/4 cucharadita de nuez moscada
  • 1/2 cucharadita de curry
  • 3 tazas de calabaza cacahuete previamente cocida
  • 1/2 taza leche de coco
  • 1/2 taza del agua de haber cocido la calabaza
  • Pimienta negra recién molida
  • 1 cucharada de sirope de arce o aúzcar de coco

Guarnición:

  • Láminas de coco deshidratado
  • Semillas de calabaza
  • Leche de coco

Preparación:

1. En una sartén, añadir aceite de oliva virgen y calentar a fuego medio. Incorporar la cebolla, la hoja de laurel, los clavos y cocinar durante 5 minutos hasta que la cebolla esté trasnlucida.

2. Añadir el ajo, el jengibre y la zanahoria y cocinar un par de minutos. Seguidamente incoporar las especias -Garam Masala, canela, curry y nuez moscada- y mezclar todo bien.

3. Agregar la calabaza previamente cocida, la sal y cocinar durante dos minutos más. Añadir la leche de coco, el agua de haber cocinado la calabaza y la pimienta negra, y dejar que se cocine durante 5 o 6 minutos.

4. Probar, incorporar el azúcar de coco y corregir la sal y la pimienta. Retirar del fuego.

5. Batir todo hasta el punto deseado (esto dependerá de si os gusta que la crema quede fina y bien batida, o si preferí s que se noten los ingredientes que la crema  en sí contiene).

6. Servir y decorar con semillas de calabaza crudas o ligeramente tostadas en una sartén sin aceite, las láminas de coco deshidratado, un chorrito de leche de coco y un poco de canela y cayena en polvo.

Crema Calabaza GM

Curry de Lentejas sobre nido de Quinoa

Esta mañana mientras volvía a casa del gimnasio en bici, me vino antojo de comida india. La última vez que estuve disfrutando de esta gastronomía fue el pasado mes de octubre en un restaurante hindú en Luxemburgo, junto a un buen amigo, y la verdad es que aún recuerdo con agrado la estupenda cena de aquella noche, a base de verduras, legumbres, arroz y naan – pan indio -.

Así que hoy, tras llegar a casa y darme una ducha, abrí la nevera y me puse manos a la obra. Como ha sido un poco sobre la marcha, se me ha pasado fotografiar el procedimiento, pero creo que el resultado final lo dice todo :)
Si al igual que yo, sois fan de la gastronomía India, os recomiendo que probéis la siguiente receta, es sabrosa, con un toque picante y la intensidad justa del cilantro.

Curry de Lentejas sobre nido de Quinoa.

Ingredientes:

  • 1 cucharadita de jengibre rallado
  • 1 diente de ajo machacado
  • 2 cucharaditas de semillas de cilantro.
  • 1 cucharadita de comino en polvo
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • 1/4 cucharaditas de comino en grano
  • 1 chalota pequeña
  • 1 cucharada de puré de tomate (rallar medio tomate rojo bien maduro)
  • 1 1/4 tazas de lentejas
  • 1/4 cucharadita de cúrcuma
  • 1 taza de guisantes
  • 1 zanahoria mediana, finamente laminada
  • 2 tazas de espinacas frescas cortadas en juliana
  • 2 cucharadas de cilantro fresco picado
  • 1/2 cucharadita de Cayena molida.
  • Sal

Preparación:

1. En un bol o mortero, mezclar el jengibre, el ajo, la semillas de cilantro y el comino en polvo. Incorporar 1/4 taza de agua y mezclar hasta formar una pasta.

2. En una sartén pequeña, calentar el aceite ligeramente, añadir las semillas de comino y cocinar durante 5 segundos a fuego medio. Incorporar la chalota picada, remover, y cocinar hasta que esté ligeramente dorada.

3. Añadir a la sartén la pasta de especias y dejar cocinar hasta que la mayoría del líquido se haya evaporado. Incorporar el puré de tomate, remover y cocinar durante un minuto. Retirar del fuego y reservar.

4. En una sartén de tamaño medio, combinar las lentejas con la cúrcuma y añadir 4 tazas de agua. Llevar a ebullición, cubrir parcialmente y cocinar a fuego lento durante 20 minutos, hasta que las lentejas estén ligeramente tiernas.

5. Añadir a la sartén los guisantes, la zanahoria y las espinacas, el cilantro picado, la cayena y la sal. Mezclar todo y dejar cocinar hasta que las lentejas y las verduras hayan terminado de cocinarse. (aproximadamente 15/20 minutos).

6. Incorporar la pasta de especias, remover todo para mezclar bien, apagar el fuego, cubrir y dejar reposar durante 5 minutos más.

7. Servir sobre una cama de quinoa cocida, mijo o arroz basmati integral, y decorar con unas hojitas de cilantro fresco.

foto 1 (5)- foto 3 (7)

Risotto a la calabaza

Habiendo vivido en Italia durante un año, mientras cursaba mi beca Erasmus en la Accademia di Belle Arti di Carrara, aprendí a cocinar numerosos platos de su gastronomía, y como no podía ser de otra manera, siendo una gran fan del arroz como lo soy, uno de las primeros fue el risotto.

El risotto es uno de los modos mas comunes de cocinar el arroz en Italia. Originario de la zona del Piamonte, Lombardia y Verona, debido a la abundancia de este grano, es uno de los pilares de la gastronomía norteña. Es un arroz cremoso, y existen numerosa versiones: Ai funghi porcini (setas), ai gamberetti (langostinos), alle fragole (fresas), etc.

En una de mis escapadas a la península italica hace algo más de un año, descubrí en un estupendo restaurante situado en la zona alta Bergamo, el “Risotto alla zucca”, y quedé absolutamente enamorada de este arroz tan sencillo y a la vez tan sabroso. Así que la receta de hoy es mi propia versión de este risotto, y os aseguro que es maravilloso. Espero que lo disfrutéis!

Risotto alla zucca

Ingredientes:

Para el puré:

  • 1/2 taza de anacardos crudos, metidos en agua durante la noche
  • 1 taza de caldo vegetal o el agua de haber cocido la calabaza
  • 1 diente de ajo
  • 1/2 cucharadita de sal (yo uso siempre sal del Himalaya)
  • 1 taza de calabaza, cocida y troceada

Para el risotto:

  • 1 1/2 cucharada de aceite de oliva virgen extra
  • 1/4 taza vino blanco
  • 3 tazas de arroz integral de grano corto
  • Abundante caldo vegetal
  • 1/2 cebolla picada
  • Sal y pimienta

Opcional:

  • Semillas de calabaza tostadas
  • Lascas de queso Parmigiano Reggiano

Preparación:

1. Agregar los anacardos, la calabaza,a taza de caldo, el ajo y la sal en el vaso de la batidora y triturar hasta obtener un puré homogéneo.
IMG_0582 IMG_0593
2. En una cacerola amplia y no muy alta, añadir el aceite de oliva, calentar e incorporar la cebolla picada. Cocinar a fuego medio hasta que adquiera un matiz transparente. Añadir entonces el arroz, y mezclar. Cuando veamos que va perdiendo el tono blanquecino, incorporar el vino y remover.
IMG_0588 IMG_0590
3. Este paso es la base del risotto y requiere algo de paciencia.
A fuego medio, añadir dos cazos del caldo caliente al arroz y remover constantemente para que el arroz comience a soltar el almidón. Cuando el caldo se haya evaporado, vuelve a añadir otros dos cazos de caldo, sin dejar de remover. Agregar un cazo de caldo cada vez que el arroz se quede sin líquido, y un poco antes de que el arroz haya terminado de cocinarse, incorporar el puré a la olla, y remover para mezclar bien. Salpimentar.
El resultado debe ser un arroz muy cremoso.
IMG_0598
4. Servir con unas cuantas semillas de calabaza tostadas por encima, o unas lascas del queso parmigiano si consumes lácteos, y un poco de pimienta negra recién molida por encima.
IMG_0602